INTERSINDICAL JUSTICIA SOLICITA LA CREACIÓN URGENTE DE UN NUEVO JUZGADO DE EJECUTORIAS PENALES

Intersindical Justicia ha solicitado a Conselleria de Justicia la adopción de medidas urgentes en los órganos judiciales encargados de hacer cumplir las sentencias de los juzgados de lo Penal.

Desde el año 2017, en el que se traslado el Juzgado de lo Penal número 15 de los de Valencia, en aquella época radicado en la ciudad de Alzira, con competencia sobre el enjuiciamiento de los procedimientos penales de los partidos judiciales de Xativa, Ontinyent y Alzira, no se ha tomado ninguna medida para reforzar estos juzgados.

El traslado de los Juzgados de lo Penal nº 17 y 18 procedentes de Paterna y Torrente el pasado 30 de abril ha agravado la situación generando  la acumulación de procedimientos de ejecutorias penales en la Ciudad de la Justicia de Valencia, con el consiguiente aumento de procedimientos penales  que se prevé en más de 9.000 ejecutorias (Datos de 2018 memoria TSJCV), cifra a la que hay que añadir las revisiones de cada una de las condenas que quedan en suspensión, debido a archivos provisionales o responsabilidades civiles, las cuales se pueden calcular en más de 20.000 ejecutorias.

Ante esta grave situación es urgente y necesaria una solución que pasa por la creación de  más Juzgados de ejecutorias penales, a fin evitar  colapsar los expedientes judiciales y la impunidad de delitos una vez sentenciados. Este colapso también afecta a los expedientes de violencia sobre la mujer, con la peligrosidad que conlleva en el seguimiento de condenas y medidas de seguridad.

El trabajo de muchos profesionales, desde policías, funcionarios, jueces y operadores jurídicos puede ser en vano debido a la poca dotación  de medios personales y materiales para resolver esta situación.